Los espacios exteriores se convierten en una excelente oportunidad de aprendizaje en Karmengo Ama Ikastetxea

El excepcional escenario en la que ha situado la enseñanza la crisis por el covid-19 ha llevado a la comunidad educativa a recurrir a todos los medios a su alcance. El objetivo, garantizar la seguridad de todo el alumnado mientras continúa el proyecto educativo. Porque el proceso de aprendizaje no puede detenerse por la pandemia.
Y el reto ha supuesto para Karmengo Ama Ikastetxea de Amorebieta una gran oportunidad. El centro ha sabido aprovechar al máximo sus instalaciones y su entorno para integrarlas en el proyecto educativo y dotar al alumnado de herramientas útiles que les hagan avanzar en su aprendizaje.

Los patios de Karmengo Ama Ikastetetxea –cerca de 8.000 metros cuadrados de instalaciones- se han convertido, así, en un aula más en las que los niños y las niñas poner en marcha metodologías como el trabajo en equipo o aprendizaje cooperativo, iniciativas para estimular su creatividad, la motricidad en Infantil o proyectos que estimulan su aprendizaje. Todo ello, mientras disfrutan de los espacios exteriores.
No solo eso. La naturaleza que nos rodea es también un estímulo importante para su aprendizaje. Unas ‘aulas abiertas’ en las que el alumnado pasa de la teoría a la práctica y aprende ‘in situ’, de manera directa, lo que facilita su comprensión y les motiva en su día a día. Así, el parque de Jauregibarria o el camino al Haresti y Belatxikita, entornos saludables y propios para la actividad deportiva, el aprendizaje y el disfrute en grupo, son, ahora, más que nunca, una extensión de la actividad educativa del centro.
“La actividad educativa presencial al aire libre nos ha abierto los ojos; las posibilidades son muy amplias y así lo hemos puesto en marcha. Además, el alumnado aprende muy motivado”, señala Kristina González, directora de Karmengo Ama Ikastetxea.

Los ejemplos en estas primeras semanas de curso son variados. Unas mesas de picnic instaladas en el patio son los nuevos pupitres de los y las txikis de Infantil en actividades para iniciarse en el aprendizaje matemático, potenciar su creatividad o trabajar en equipo; el reciclaje y la cultura de la sostenibilidad adquiere mayor sentido en las salidas a los parques y jardines y el parque de juegos es, además de diversión, un espacio para desarrollar proyectos educativos.

www.amorebieta.com – Hilero Zornotzan © 2020

Ir arriba.