95 VOLUNTARIOS DE LA CRUZ ROJA EN AMOREBIETA

Siempre están ahí. Cerca de nosotros. Por si acaso. Cuando vamos a participar en una prueba deportiva, en el monte, en la costa, en eventos deportivos… Son los voluntarios de la Cruz Roja. Se dedican a trabajar también con las personas más vulnerables y así, de esta manera, están cerca de las mujeres víctimas de violencia de género, de la infancia en peligro de exclusión, de las personas inmigrantes, de los más mayores, de quienes sufren un accidente de circulación, quien tenga un percance el mar o en la playa, o de quien se pierda en el monte.
En Amorebieta son 95 los voluntarios que en diversos modos y horarios colaboran con esta institución. Oscar Abasolo es el más veterano, lleva desde 1979 vistiendo el uniforme de la Cruz Roja. Le acompañan chicos y chicas más jóvenes con una preparación específica. Es necesario el título de Técnico de Emergencias Sanitarias (FP Grado Medio) o la Certificación de Profesionalidad de Transporte Sanitario.
Disponen de 3 ambulancias, dos de ellas con equipamiento de UVI, un todoterreno (Vehículo de Intervención Rápida) y un vehículo polivalente, situados en la sede de la calle Karmen 31 y en el pabellón del Polígono Biarritz. “Nos dedicamos más a los servicios preventivos en carreras, partidos de fútbol, fiestas, conciertos, etc. Y el 112 nos activa cuando es necesario para búsquedas y salvamento. Ahora el transporte hospitalario está en manos de empresas privadas, por lo que nuestra labor no es de atención de urgencias salvo que nos activen para ello en un momento determinado”, relatan.
También tienen una sección de Juventud, en la que monitores de la Cruz Roja realizan actividades con los jóvenes cada 15 días. Destacan los voluntarios que sería necesario dar cursillos de primeros auxilios a los estudiantes, para que aprenden a atender a una persona necesitada en los primeros minutos, a utilizar los desfribiladores, a saber cómo actuar ante una emergencia.

www.amorebieta.com – Hilero Zornotzan © 2019

Ir arriba.