LA HORA DE BEÑAT INTXAUSTI

– El escalador de Amorebieta será la principal baza de Unzué en la Corsa Rosa, donde ya brilló el año pasado
– Se ve con opciones de hacer algo importante, aunque lo que más ilusión le hace es llevarse una etapa
– Ve a Wiggins y Nibali como los principales favoritos para la maglia rosa

Marca.com Nacho Labarga. A sus 27 años ya es todo un veterano del pelotón. Beñat Intxausti (Amorebieta, 1987) ejercerá en el Giro como gran líder del Movistar Team. Un reto que, lejos de incomodarle, le motiva. Sin miedo. “El año pasado ya demostré que lo puedo hacer bien. Ojalá este curso mejore el rendimiento”, cuenta en declaraciones a MARCA.com.

El vizcaíno sabe que es su momento. Así se lo han trasladado los directores de la formación. “Cada año que pasa tengo un poco más de responsabilidad. Ellos me han transmitido su apoyo y confianza, pero me piden más que en 2012. Espero dar la cara”, cuenta un Beñat que estos días prepara la prueba italiana junto a algunos de sus compañeros en Sierra Nevada. Una tierra en la que se le multiplican los sentimientos tras lo ocurrido en 2011 con su amigo Xavi Tondo.

“Está haciendo buen tiempo y eso siempre ayuda. Creo que, tras País Vasco, estoy afinando bien la forma. Voy a llegar a Italia más o menos con los mismos días de preparación que en 2012. Aterrizaré fresco y pienso que con buenas sensaciones”, apunta un Beñat que reconoce que “llevar el maillot de Movistar en una gran vuelta siempre conlleva una fuerte responsabilidad”. Para el ex de Euskaltel, una de las claves en el país de la bota será llegar con opciones a la última semana. “El Giro siempre se decide al final. Este año igual. Los últimos días van a ser muy duros. Habrá que estar muy atentos en el día a día. Tras pasar la crono por equipos, que es bastante larga, es cuando habrá que echar el resto”, advierte.

Top 10
Desde Movistar confían en que este sea su año. Apuestan por un Beñat entre los mejores. Pero el prefiere ser cauto. “Lo que más ilusión me hace es ganar una etapa. He estado cerca en otras ocasiones, por lo que me gustaría poder levantar los brazos en este Giro. Pienso que tengo opciones de entrar en el Top 10, pero no me gusta hablar ahora de eso. Pensaré en el día a día e iremos viendo cómo evoluciona todo”, apunta con cautela.

Todos contra Wiggins y Nibali
Intxausti, quien se siente respaldado en el equipo con hombres como Cobo o Ventoso y Lastras -que ya saben lo que es ganar en el Giro-, cree que Wiggins y Nibali son a priori los dos hombres más fuertes del momento. “Tras lo visto en Trentino ellos son los que más fuertes están. Wiggins ha exteriorizado su confianza con palabras. Está seguro de que todo le va a salir bien. Tendremos un cartel impresionante este año”, asegura. Tras ellos, Intxusti buscará teñirse de rosa en una prueba que le apasiona. Tras sacudirse de los diferentes problemas que le han acompañado en los últimos tiempos, Beñat tiene el ánimo por las nubes. Es su momento. “Ojalá salga todo bien”.

www.amorebieta.com – Hilero Zornotzan © 2013

Ir arriba.